Una patrulla de la Policía Nacional ha recatado a una mujer de nacionalidad paquistaní a quien su marido había dejado encerrada en la vivienda que compartían.

Al parecer, lo hacía cada día cuando salía a trabajar para que solo pudiera ir a la calle acompañada por él, según ha relatado la víctima en una denuncia por malos tratos que ha conducido a la detención del hombre.

Los hechos ocurrieron ayer, cuando la víctima, que solo habla su idioma natal e inglés, denunció su situación a través de su hermana, que vive en Londres, con quien comunicó por teléfono y que fue quien avisó a la Policía Nacional.

Acudieron también unidades de Policía Local y Bomberos, que rescataron a la mujer a través del balcón de la vivienda que compartía con el hombre, en la Avenida del Cardenal Benlloch.